fbpx

Fue declarada muerta y hace tres años intenta demostrar que está viva

La historia de una mujer francesa que fue declarada muerta tras una pelea judicial 2017 y que lucha por demostrar que está viva.

Tras un juicio de una exempleada, una mujer de 68 años fue declarada como “muerta” en 2017 y desde hace tres años libra una batalla judicial para demostrar que aún está viva.

El nuevo año no para de sorprender, y en las últimas horas la historia de Jeanne Pouchain, una mujer francesa de 58 años se hizo viral en las redes luego de que fuera declarada muerta por un juez mientras que, en realidad, está viva.

Luego de que una exempleada con la que mantenía una disputa legal mostrara una información que aseguraba la muerte de Jeanne Pouchain, un juez dio por finalizado el juicio tras entender que la mujer de 58 años había fallecido.

El veredicto del tribunal puso fin al juicio pero desató un calvario sobre la vida de Jeanne. Desde aquel momento todos sus datos fueron eliminados del registro nacional. Perdió el DNI, su licencia de conducir y hasta su seguro social.

Fui a ver a un abogado que me dijo que se resolvería rápidamente, ya que había estado con mi médico, quien certificó que todavía estaba viva”, comentó Jeanne a la cadena de noticias francesa AFP; pero como se trataba de un fallo legal, un abogado no era suficiente.

Tras el fallo perdió todos sus derechos como ciudadana y por este motivo no sale a la calle por miedo a que algo le suceda y no pueda ser atendida en un hospital. Asegura que la culpa es de la justicia por no comprobar la veracidad de la información.

Jeanne Pouchain era dueña de una empresa de limpieza, pero en el año 2000 debió despedir a varios empleados  para evitar la quiebra. Esto causó que una de sus exempleadas la demandará en el año 2004 y el juicio se mantuviera firme hasta la sentencia de 2017 cuando la declararon muerta y se cerró la disputa legal.

Es una historia loca. No lo podía creer. Nunca pensé que un juez declararía muerto a alguien sin un certificado”, comentó incrédulo el abogado de Jeanne. “Pero la demandante afirmó que la señora Pouchain estaba muerta, sin proporcionar ninguna prueba y todos la creyeron. Nadie lo comprobó”.

Por  ahora Jeanne se mantiene a la expectativa, aguardando a que algún juez tome su reclamo y revierta la situación.

Fuente: Radio Mitre

 

Comparte nuestras noticias !